Colocación de chevrones en la R.N.N° 35

El 19º Distrito Bahía Blanca de la Dirección Nacional de Vialidad (D. N. V.) informa que se realizan trabajos de extracción de pretiles de hormigón, su reemplazo con la colocación de chevrones y mantenimiento de señalamiento vertical en la R.N.N° 35.

Los chevrones son señales viales delineadoras de tránsito que se colocan en toda la extensión de la curva y sirven para guiar la circulación y señalar los giros en la cinta asfáltica.

Las láminas y postes fueron realizados por el área de señalamiento del 19º Distrito Bahía Blanca de la Dirección Nacional de Vialidad, con personal y materiales propios.

Dicha señalización, tiene forma de V invertida o flecha, agrupadas en bloques y cuyo espaciamiento entre ellas se va reduciendo conforme se avanza sobre las mismas. Esta posición de los chevrones provoca un efecto óptico de aumento de la velocidad y estrechamiento del carril, lo que lleva al conductor a reducir la velocidad de forma automática. Los resultados del estudio reflejan una reducción de la velocidad media entre un 5,86% en el primer escenario y de un 7,24% en el segundo, lo que indica que esta señalización en la calzada podría contribuir a reducir la accidentalidad por exceso de velocidad.

Otras tareas que se realizan en el tramo de la R.N.N° 35, es la reposición de señales dañadas y el mantenimiento de las existentes.

A partir de hechos vandálicos en los cuales se roban o destrozan señales viales, el 19° Distrito repone postes y láminas, tan necesarias para garantizar la seguridad de los usuarios de la ruta.

Por otro lado, se lleva adelante la limpieza y control de las existentes, utilizando la tecnología con la que cuenta nuestra repartición para detectar el envejecimiento de las láminas, a través del Retroreflectómetro. Esta innovación destinada a medir la reflectividad de la cartelería en ruta, permite ejecutar la medición y el control de los niveles de retroreflectividad de las láminas que constituyen el señalamiento vertical vial, de acuerdo a los estándares fijados por la Normas IRAM y ASTM. De esta forma se puede desde determinar la necesidad del reemplazo de las señales, debido al envejecimiento de la lámina reflectiva o simplemente ejecutar las tareas de limpieza de las mismas. Por otra parte se puede controlar la calidad del material previo a su colocación para determinar si el mismo responde al tipo de lámina especificada en los pliegos de obra.

Por último, se realizó un relevamiento de todas las señales del tramo, a fin de adecuar el tamaño de placas de las señales viales, de acuerdo a la nueva normativa.

Todas estas obras y mejoras en la infraestructura vial beneficiarán al usuario del camino dotándolo de mayor seguridad. Por todo esto, se recomienda a los usuarios, circular con suma precaución, disminuir la velocidad, llevar las luces bajas encendidas y utilizar el cinturón de seguridad.

Agregar Comentario